La contaminación atmosférica cambia el cerebro

cerebro-contaminación
Más de un estudio ha puesto de manifiesto los efectos y consecuencias de la contaminación en la salud de los seres vivos y, en concreto, de las personas. Y, ahora, salen a la luz nuevos datos. Un informe realizado en Barcelona con 3.500 niños ha evidenciado los perjuicios de la polución en edades tempranas. En concreto, el Instituto de Salud Global (ISGlobal) indica que respirar contaminación atmosférica en los primeros cinco años de vida está relacionado con cambios estructurales en el cerebro durante la preadolescencia.

El informe

A pesar de que varios estudios habían ya analizado el efecto de la contaminación atmosférica este es el primero que tiene en cuenta la exposición a la polución desde la concepción hasta los primeros ocho años y medio de vida en el cerebro.

En este período se ha realizado una medición de la evolución mes a mes. Y las conclusiones son claras: los mayores cambios se dan cuanto mayor es la contaminación recibida en los cinco primeros años de vida.

La clave está en que respirar aire contaminado cuando se es niño afecta a la conectividad estructural del cerebro. Esto es, la existencia de fascículos o tractos de sustancia blanca que conectan las diferentes regiones del cerebro.

contaminacion-cerebro
Durante el estudio, los investigadores midieron la conectividad estructural del cerebro estudiando la microestructura de la sustancia blanca, que constituye un marcador del desarrollo típico del cerebro.

Además, el informe también ha relacionado la microestructura de la sustancia blanca anormal con trastornos psiquiátricos como, por ejemplo, síntomas depresivos, ansiedad o trastornos del espectro autista.

Los datos igualmente arrojan otras conclusiones. Entre las más relevantes, figura el vínculo entre la exposición específica a las partículas PM2,5, las contiene el humo de las ciudades, y el volumen de una estructura del cerebro conocida como putamen, que está implicada en la función motora y los procesos de aprendizaje. En este sentido cabe destacar que, a más exposición a las PM2,5, sobre todo, en los primeros dos años de vida, mayor es el volumen del putamen.

Artículos relacionados:

La contaminación reduce el tamaño de los genitales masculinos

La contaminación atmosférica afecta a la salud mental de los niños

Contaminación,
>

También te puede interesar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.