Tornados y temporal de nieve en Estados Unidos

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Los tornados han arrasado algunas regiones de Estados Unidos durante la Navidad. Han muerto, al menos, seis personas por accidentes de tráfico debido a las malas condiciones meteorológicas, la nieve y el aguanieve en los estados de Arkansas y Oklahoma. Por otra parte, muchos vuelos sufrieron retrasos por la misma causa.

Edificios de Luisiana, Misisipi y Alabama han sido severamente dañados. La tormenta se dirige hacia el este, hacia la costa atlántica y Nueva Inglaterra.

En Indiana, decenas de vehículos quedaron atascados y algunos caminos estaban impracticables. Había ráfagas de viento de alrededor de hasta 50 km/h. Más de una docena de condados emitieron avisos informando de que sólo se debía viajar si era imprescindible.

En Arkansas, una tormenta de nieve dejó a más de 189.000 personas sin electricidad. En las dos Carolinas, hubo tormentas eléctricas. Vientos fuertes y una gran tormenta invernal se extendía desde Arkansas y el río Ohio a Nueva York y Maine.

Se produjeron 34 tornados en total, en los estados de Texas, Luisiana, Misisipi y Alabama. En la localidad de Mobile, algunos residentes se refugiaron en el pabellón deportivo de una escuela, justo por donde pasó uno de los tornados. Por suerte nadie resultó herido, aunque la escuela fue dañada, así como una iglesia y varias casas.

Muertos por accidentes de tráfico

Las tormentas derribaron árboles, desprendieron techos y dejaron a oscuras muchas viviendas justo cuando se celebraba la Navidad. También se produjeron lluvias torrenciales que causaron inundaciones repentinas.

Más de 750 vuelos en todo Estados Unidos fueron cancelados. Los accidentes se produjeron en la carretera. En Arkansas, la tormenta de nieve pasó cuando la mayoría de viajeros ya habían llegado a su destino. Pero dos personas murieron en un coche que atravesó la mediana. En Oklahoma, una mujer de 76 años de edad murió cuando el automóvil en el que viajaba chocó contra una camioneta.

Otra mujer, esta vez de 28 años, murió en otro accidente ocurrido en una carretera cubierta de nieve. La fuerza del viento derribó un árbol que cayó sobre una camioneta en Texas, matando al conductor. Otro árbol impactó sobre una casa en Luisiana y mató a un hombre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *