El cambio climático limita la capacidad de albergar vida en los ecosistemas áridos

terrenos-aridos
Los efectos del cambio climático no solo se dejan sentir en hábitats a través de la sequedad de la tierra, la falta de agua, las menores lluvias… o bien por aumentar las catástrofes naturales. Las zonas áridas tampoco se escapan de sufrir sus consecuencias. Un nuevo estudio ha puesto de manifiesto que su efecto se nota en una menor capacidad de albergar vida. Un dato importante porque en estos ecosistemas viven más de 2.000 millones de personas.

El estudio

Las zonas áridas ocupan el 41% de la superficie terrestre y concentran alrededor de más de 2.000 millones de personas. Son entornos en los que la actividad y el día a día están muy condicionados por esa aridez. Y el problema se acrecienta porque esta aumentado a escala global como consecuencia del cambio climático.

Esto condiciona la vida. De hecho, un estudio realizado en el Laboratorio de Zonas Áridas y Cambio Global de la Universidad de Alicante ha permitido observar que el balance de sequedad aumenta y, conforme se va produciendo ese incremento, los ecosistemas áridos cambian de forma brusca.

En concreto, se han identificado tres fases de cambio. En una de ellas, se establece que, cuando los niveles superan un valor umbral de 0,54, el paisaje queda limitado por la falta de agua. La vegetación varía y pasa a estar dominada por especies adaptadas a la sequía.

terrenos-aridos
Además, cuando los valores de aridez superan el 0,7, la tierra se vuelve menos fértil, aparte de perder estructura y ser más vulnerable a la erosión. Esto afecta a los organismos que desempeñan funciones clave para mantener los nutrientes del suelo, pasando a predominar patógenos.

Cuando el umbral es superior al 0,8, se pierde diversidad y cobertura vegetal. Aquí, el déficit de agua es tan grande que las plantas no pueden crecer, produciéndose una reducción drástica de la actividad ecológica y transformándose los ecosistemas en un desierto.

Conclusiones

Aunque se prevé que la vida no desaparezca, el estudio parece evidenciar que, de producirse cambios bruscos en estos ecosistemas, se reducirá la capacidad para prestar servicios a las más de 2.000 millones de personas que viven en estos entornos.

Artículos relacionados:

Así afecta el cambio climático a la fertilidad de los suelos

¿Qué ecosistemas son los más vulnerables al cambio climático?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.