Una nube artificial para el Mundial de Catar 2022


Catar está preparando las infraestructuras necesarias para celebrar el Mundial de Fútbol en 2022. Los estadios deportivos estarán diseñados para que, tanto aficionados como jugadores, puedan aguantar el calor extremo del desierto. Pero no será la única medida que tomen.

Otra idea, más propia de la literatura de ciencia ficción que de la realidad, está tomando forma para que la celebración de un campeonato de fútbol en medio del desierto no se convierta en una locura. Se trata de lo que, sus responsables, han denominado nube artificial. Si el espectáculo no lo dan los jugadores, desde luego, las innovaciones tecnológicas y medioambientales no van a defraudar. Todo para que se pueda celebrar el mundial, como es habitual, en verano.

Para combatir el calor sofocante de Catar en verano, científicos de la Universidad de Catar han presentado el proyecto de una nube artificial. Se trata de una nube manejada por control remoto que daría sombra a los estadios y terrenos de juego durante los entrenamientos y los partidos del mundial. Porque, en un lugar donde se suceden los días sin que aparezca una sola nube, lo que más se ansía es un rato de sombra, una tregua ante el abrasador sol.

La nube artificial, pues, tiene forma de plataforma aérea y servirá, según sus diseñadores, para controlar el microclima de los estadios. Supongo que esto disipará los rumores que aseguraban que se estaba barajando celebrar el Mundial 2022 en invierno, para mitigar el calor del país. Otra de las leyendas urbanas que circulaba por ahí era que los estadios se refrigerarían horas antes de los partidos con energía procedente del sol.

Con esta nueva propuesta, la nube artificial, se podría lograr una temperatura agradable en los estadios sin que necesario instalar un sistema de aire acondicionado en cada estadio. Además, como la nube se mueve por control remoto, se podría trasladar de un estadio a otro en Doha, la capital. Esta nube esté hecha de fibra de carbono ligera rellenada con gas helio, de modo que pueda flotar en el aire.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *