Ola de frío y nieve en Oriente Medio


Una ola de frío, lluvia y nieve recorre Oriente Medio, una región mayormente desértica que, en este principio de 2013, se ha cubierto de un sorprendente manto blanco. Mucha gente asiste al espectáculo con la boca abierta. Pero mucha gente sufre los rigores del clima. No están preparados para temperaturas tan bajas y tormentas tan fuertes.

En Siria, país donde se vive un conflicto civil, el mal tiempo ha empeorado las ya de por sí malas condiciones de los refugiados. En las fronteras del país árabe, muchas personas viven en tiendas de campaña. Las tormentas derriban las carpas bajo las que duermen. Algo similar ocurre en los campamentos de Jordania.

En Siria, algunas ciudades están destruidas por la guerra civil y es difícil conseguir algún tipo de combustible, ni siquiera madera. Tampoco hay electricidad. Algunas personas queman libros escolares para calentarse en la ciudad de Rastan.

En Egipto, al menos catorce personas han muerto y otras diez -todos ellos pescadores- han desaparecido a causa de las lluvias torrenciales y las bajas temperaturas. Una embarcación naufragó el lunes en el Mediterráneo en la zona de Marsa Matrouh. Finalmente fue hallada, pero a varios kilómetros y sin tripulantes a bordo. Se han cerrado los principales puertos egipcios, los de Alejandría y Dekheila y se han suspendido todas las actividades marítimas.

Líbano, Palestina, Israel


En el Líbano, las autoridades han confirmado la muerte de nueve personas por incidentes relacionados con las tormentas de lluvia y nieve. Un hombre murió congelado al quedarse dormido borracho en el interior de su vehículo.

Palestina también sufre el clima extremo. Muchas infraestructuras han sido dañadas. Pocos recuerdan un invierno tan riguroso. En Beirut, capital del Líbano, se han registrado 638 milímetros de precipitación desde septiembre. El año anterior fueron 318 mm.


En Israel se han producido inundaciones que han obligado a cerrar las principales carreteras de acceso a Tel Aviv. La ciudad ha quedado prácticamente paralizada, así como su comercio. Ha habido problemas de tráfico y se ha suspendido el servicio de trenes durante horas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *