Cambios en la vegetación marina del Cantábrico por el cambio climático


La temperatura del agua en el mar Cantábrico Oriental ha aumentado 0,24 ºC por década desde los años ochenta, un incremento que es del 0,33 ºC en verano. En otras palabras, en los últimos treinta años la temperatura del agua ha ascendido casi 1 ºC de media en dicha estación. Ello, junto a otros factores derivados del cambio climático, está provocando cambios significativos en la vegetación marina.

Así lo señala el estudio «Seaweed assemblage changes in Eastern Cantabrian Sea and their potential relationship to climate change», que ha elaborado el equipo de Bentos Marino de la UPV/EHU (Universidad del País Vasco). La investigación se ha publicado en la revista Estuarine, Coastal and Shelf Science.
SEGUIR LEYENDO «Cambios en la vegetación marina del Cantábrico por el cambio climático»

El cambio climático reduce el hábitat de las especies marinas en el Pacífico canadiense


El cambio climático está alterando los hábitats marinos, y no precisamente para bien. La cuestión no deja de generar noticias, malas noticias como ésta, que atribuye al calentamiento global los estragos producidos en el ecosistema de la costa del Pacífico canadiense por el aumento de la temperatura del agua, su acidificación y zonas con tan bajos niveles de oxígeno que dificultan o no permiten la vida, un fenómeno conocido como hipoxia.

Los resultados del estudio acaba de difundirlos la organización WWF, y éste ha sido realizado en colaboración con la asociación Candian Parks and Wilderness Society para concluir que la costa del Pacífico canadiense está perdiendo entre 2 y 3 metos de hábitat en aguas profundas cada año a consecuencia del cambio climático.
SEGUIR LEYENDO «El cambio climático reduce el hábitat de las especies marinas en el Pacífico canadiense»

Sensores en cables submarinos de telecomunicaciones para analizar el clima


Poco sabemos del mar profundo y el lecho marino. Y, quizá, sea un ecosistema que ayude al ser humano a conocer mejor los procesos climáticos. En el fondo del mar, surgen los tsunamis y otros fenómenos que determinan el clima del planeta.

Para conocer mejor este ambiente, se quiere instalar una red de sensores que, entre otras funciones, podría servir como sistema de alerta temprana para los maremotos. La idea, además, es aprovechar la gigantesca red de cables submarinos que ya se encuentran allí y vigilar el clima.
SEGUIR LEYENDO «Sensores en cables submarinos de telecomunicaciones para analizar el clima»

La acifificación del océano podría dejarnos sin marisco


El fenómeno oceánico que provoca el cambio climático conocido como acidificación podría afectar a las cadenas alimentarias marinas, es decir, además de causar una completa hecatombe en las especies de erizos, almejas, langostas, mejillones o cangrejos, haciéndolos más vulnerables a los depredadores, reduciría las fuentes humanas de peces y de mariscos.

En concreto, a los mariscos les afecta de forma vital la acidificación, producida cuando el CO2 procedente de las emisiones de los combustibles fósiles se disuelve en el mar y produce un ácido que afecta la calidad de las aguas y les impide realizar de forma correcta su función de fabricar sus conchas y huesos.
SEGUIR LEYENDO «La acifificación del océano podría dejarnos sin marisco»

Los bosques y los océanos absorben cada vez más CO2


Por suerte para el equilibrio ambiental del planeta y, lógicamente, para la especie humana, el nivel de absorción de los sumideros marinos y de las masas forestales es mayor actualmente, concluye un estudio estadounidense publicado esta semana en la revista Nature y firmado por científicos de la Universidad de Colorado en Boulder.

Como es sabido, los océanos y los vegetales, sobre todo los bosques, son de gran ayuda en la lucha contra el cambio climático debido a su poder de absorción de dióxido de carbono, el principal componente de los gases de efecto invernadero que emitimos con actividades industriales y demás polución humana. Así, según la investigación, éste habría ido aumentando en las últimas décadas hasta absorber la mitad de las emisiones de dióxido de carbono.
SEGUIR LEYENDO «Los bosques y los océanos absorben cada vez más CO2»

El cambio climático amenaza la absorción oceánica de CO2


Las aguas del todavía muy desconocido y, por lo tanto, tremendamente misterioso Océano Austral, absorben ingentes cantidades de CO2 en sus profundidades. Tal y como lo explican los científicos, este gran océano que rodea la Antártida es una gran ventana que conecta la atmósfera con el interior del océano, almacenando carbono en sus aguas. Pero esto de tragarse las emisiones que aceleran el cambio climático podría tener los días contados, precisamente a consecuencia del mismo calentamiento planetario.

El problema lo han identificado científicos con su hallazgo sobre el proceso que permite que el CO2 viaje hasta aguas de alrededor de 1000 metros de profundidad. Concretamente, investigadores británicos y australianos han descubierto que la absorción de CO2 hasta aguas profundas se realiza no de modo uniforme, como se creía hasta ahora, sino a través de la combinación de vientos, corrientes y remolinos.
SEGUIR LEYENDO «El cambio climático amenaza la absorción oceánica de CO2»

Fertilizar el océano con hierro para combatir el cambio climático


Frenar las emisiones de dióxido de carbono hundiéndolas en el fondo del mar es, cuanto menos, una ingeniosa idea. Ahora falta que realmente funcione según el modo en el que se ha ideado, es decir, fertilizando los océanos con hierro para propiciar el crecimiento de unas pequeñas algas marinas que se hunden en el océano y se llevan con ellas el CO2. Precisamente, en su dispar eficacia radica el principal problema.

Suena bonito, aunque lo cierto es que prevenir sería muchísimo mejor. Pero como solución técnica, ante hechos consumados, tampoco está nada mal. De hecho, fertilizar el agua del mar con hierro en polvo es la propuesta más estudiada por la geoningeniería como posible solución para mitigar el cambio climático.
SEGUIR LEYENDO «Fertilizar el océano con hierro para combatir el cambio climático»

Las temperaturas de las aguas del golfo Pérsico aumentan 2 grados en 7 años


Las aguas del golfo Pérsico están sufriendo el impacto del cambio climático con el notable aumento de su temperatura. Según halló un estudio, éstas han subido 2 grados de media entre 2003 y 2010, es decir, en tan sólo 7 años.

Este cambio de temperatura que los científicos achacan al cambio climático pueden resultar letal para su rica vida marina en general, y en particular para algunos ecosistemas, sobre todo para sus abundantes arrecifes de coral, que están seriamente amenazados, advierte Davud Mirshekari, subdirector de la Organización de Protección Ambiental (OPM) de Irán.
SEGUIR LEYENDO «Las temperaturas de las aguas del golfo Pérsico aumentan 2 grados en 7 años»

El cambio climático trastocará vientos, oleajes y tormentas


Además de aumentar las temperaturas y el nivel del mar, el cambio climático producirá toda una serie de transformaciones en cadena, como ocurrirá con la alteración de los patrones del viento, que a su vez modificarán la dirección del oleaje y también de las tormentas, advierte Jane Smith, ingeniera estadounidense experta en cambio climático.

Smith ha hablado del impacto del calentamiento global en el Congreso de Santander, donde presentó un trabajo sobre las inundaciones que se esperan en Hawai a consecuencia de la crecida de los océanos, un modelo flexible que permite aplicarse a otros lugares.
SEGUIR LEYENDO «El cambio climático trastocará vientos, oleajes y tormentas»

Alarmante aumento del nivel del mar en la costa atlántica de Estados Unidos


La costa de ciudades tan importantes como Nueva York o Boston y, en general, el litoral atlántico de Estados Unidos, está aumentando su nivel del mar hasta cuatro veces más rápido que la media mundial, advierte un estudio publicado en la revista Nature Climate Change.

Este alarmante fenómeno se produce como consecuencia del cambio climático y tiene nefastas consecuencias para la población, aumentando el riesgo de inundaciones y la erosión de las playas, así como para el entorno, pues amenaza la biodiversidad de las zonas húmedas. Sólo se vería frenado con la construcción de infraestructuras capaces de detener el océano, como diques, rompeolas o pantanos.
SEGUIR LEYENDO «Alarmante aumento del nivel del mar en la costa atlántica de Estados Unidos»